Los animales influyen en el avance de personas discapacitadas

Views: 421
La equino-terapia funciona como una especie de relajante muscular a través del movimiento y las vibraciones durante el galope, ayuda a mejorar la motricidad de personas que padecen de estas dificultades.

Existen numerosas alternativas que promueven la inclusión de las personas con discapacidad, entre las que destacan las terapias con animales. “La Terapia Asistida por Perros se presenta como una línea de intervención de gran desarrollo a nivel internacional”.

Antes del año 1970 la discapacidad atravesaba una situación de estancamiento en cuanto al reconocimiento de sus causas, pasando desde un análisis basado en el contexto religioso hasta explicaciones científicas y sociales. A partir de ese año, “asistimos al comienzo de un cambio de paradigma, el que se ve plasmado años después en la publicación de la Clasificación Internacional del Funcionamiento, la Discapacidad y la Salud por parte de la OMS, y posteriormente, en la Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad de la ONU”, según el estudio de la Universidad de la República.

Es así como inicia la idea de la terapia para las personas con discapacidad y los proyectos de carácter inclusivo en la sociedad. Sin embargo, antes de ese año surgió el planteamiento de la intervención de los animales como agente socializador y colaborativo. De hecho, a finales del siglo XVIII las teorías sobre la influencia socializadora de la compañía animal toman fuerza, y “William Tuke, médico inglés perteneciente a la comunidad religiosa de los cuáqueros (“quakers” en inglés, también denominada “Society of Friends”), utiliza animales por primera vez en el tratamiento de personas con trastornos mentales”, que siglos después tuvo resultados en el mejoramiento del autoestima de los niños que padecían esta condición.

A partir del establecimiento de la colaboración animal se desarrollaron numerosos centros de rehabilitación que los incluían, llegando hasta la asistencia a personas con enfermedades crónicas, rehabilitación de veteranos de guerra en Estados Unidos, instituciones educativas, prisiones, personas de la tercera edad.

Entre los beneficios de los animales como asistentes de personas con discapacidad figuran: 

Mejoran la confianza y el autoestima mediante experiencias afectuosas.

Ayuda a que las personas autistas puedan reconocer las emociones y transmitirlas.

La equino-terapia funciona como una especie de relajante muscular a través del movimiento y las vibraciones durante el galope, ayuda a mejorar la motricidad de personas que padecen de estas dificultades. Esta terapia también promueve la socialización.

Para las personas que padecen de discapacidad neuromuscular o cerebral, funciona para la formación de la autonomía.

Mejora las habilidades sociales mediante la transmisión de emociones por parte de perros o caballos, sobretodo para las personas autistas que carecen de esta habilidad.

Comments: 0

Your email address will not be published. Required fields are marked with *